Terra Quantum AG, uno de los principales pioneros de la tecnología cuántica en Europa, ha anunciado hoy los detalles de una investigación que cuestiona la comprensión actual de lo que constituye un cifrado de datos indescifrable y a prueba de futuro. El avance de Terra Quantum asegura las comunicaciones más críticas, como los mensajes de alta privacidad, los datos bancarios en línea y las comunicaciones confidenciales entre organizaciones internacionales.

Markus Pflitsch, fundador y CEO de Terra Quantum, ha señalado: “En una sociedad de la información que transfiere una cantidad cada vez mayor de datos personales a través de canales públicos, la seguridad de la información es un reto mundial emergente. Por ello, la protección de los datos confidenciales es un importante foco de tensión”.

Y prosigue: “Nuestros innovadores resultados demuestran la vulnerabilidad de los actuales esquemas de encriptación poscuántica. Inspirados por la demanda de enmendar este punto débil, hemos desarrollado un método de distribución de claves superrápido a través de la fibra óptica”.

¿Qué es la Criptografía Post-Cuántica?

La opinión generalizada es que el próximo gran avance de la potencia informática -la computación cuántica- está a pocos años de hacerse realidad. Y cuando la computación cuántica esté disponible, las anteriores técnicas de protección de datos mediante encriptación se volverán frágiles.

La criptografía poscuántica es el conjunto de métodos para llevar la protección de los datos a los estándares necesarios para un futuro entorno tecnológico en el que los hackers tengan acceso a la computación cuántica. Uno de los más populares es el estándar de cifrado avanzado (AES en sus siglas en inglés), creado para resistir los ataques de los ordenadores cuánticos. La criptografía poscuántica se ha convertido en el estándar de oro para las organizaciones que buscan una protección a largo plazo para sus datos.

¿Qué ha descubierto Terra Quantum?

Terra Quantum se ha dado cuenta de que el AES es bastante seguro frente a los algoritmos ya identificados, pero puede parecer indefenso frente a las próximas amenazas. Para crear la defensa, Terra Quantum se propuso buscar un punto débil probando el AES contra nuevos algoritmos. Terra Quantum descubrió un punto débil en el algoritmo de codificación de mensajes MD5.

El equipo de Terra Quantum descubrió que se puede descifrar un algoritmo utilizando un recocido cuántico que contenga unos 20.000 qubits. Hoy en día no existe ningún recocido de este tipo y, aunque es imposible predecir cuándo se creará, es concebible que tal recocido pueda estar a disposición de los hackers en el futuro. Así, Terra Quantum ha demostrado las crecientes oportunidades de una inversión de la amplia clase de funciones hash criptográficas (la función hash es la función que transforma irreversiblemente una larga cadena de bits en un único número pequeño) como MD5 o AES. De este modo, Terra Quantum desvela la vulnerabilidad de los esquemas de encriptación poscuántica existentes.

¿Cuál es la solución?

El protocolo se denomina “transmisión de información segura ultrarrápida protegida por Boltzmann-Planck”. El componente crítico del protocolo propuesto es el cambio del paradigma de seguridad basado en la irreversibilidad cuántica. Los directores de tecnología de Terra Quantum y los profesores Gordey Lesovik y Valerii Vinokur, han declarado:

“El nuevo protocolo parte de la noción de que el demonio cuántico es una pequeña bestia. El enfoque estándar utiliza el concepto de que el demonio contratado por un espía (Eva) es un monstruo de cien kilómetros de tamaño, similar a King Kong, que puede utilizar con éxito todas las pérdidas de la línea de transmisión para descifrar la comunicación. Pero como los verdaderos demonios cuánticos son pequeños, Eva tiene que reclutar un ejército de mil millones de ellos para recoger con éxito todas las ondas dispersas que se filtran por la fibra óptica y que necesita para un desciframiento eficaz. Terra Quantum propone una técnica innovadora que utiliza el hecho de que tal ejército no puede existir, de acuerdo con la segunda ley de la termodinámica”.

Queda la posibilidad del desvío local de la parte de la señal transmitida. Sin embargo, estas pérdidas locales pueden controlarse y mantenerse pequeñas con gran precisión. Además, la naturaleza cuántica de la luz restringe también la información disponible para un espía. De ahí que la señal enviada por Terra Quantum sea segura.

 

Para solcitar nuestros servcios relacionados con el área de Tecnología, solo debes ingresar al enlace:

https://iamgbusiness.com