Venezuela sumó su primer punto en la Copa América gracias a una razón: la notable actuación de su arquero. Wuilker Fariñez fue la gran figura del empate sin goles que la Vinotinto rescató contra Colombia en el partido correspondiente a la segunda fecha del Grupo B, disputado en el estadio Olímpico Pedro Ludovico.

El conjunto colombiano dirigido por Reinaldo Rueda nunca abandonó su ritmo cansino, ese con el que le alcanzó para vencer en la fecha inaugural a Ecuador por 1 a 0, y eso le permitió a Venezuela, diezmada por más de una docena de casos de coronavirus, tan solo con el entusiasmo de los jóvenes futbolistas que actúan en el fútbol de su país y fueron convocados a último momento, suplir las diferencias de jerarquía entre ambos.

Pero la lógica indicaba que ese desgaste de los inexpertos jugadores venezolanos iba a mermar en el segundo período y simultáneamente Colombia iba a acelerar en búsqueda de un triunfo “a priori” alcanzable ante un rival que venía de caer por 3-0 en su debut frente al local, Brasil.

Sin embargo no sucedió ni una cosa ni la otra, porque los chicos dirigidos por el entrenador portugués José Peseiro siguieron cumpliendo al pie de la letra lo diagramado por su técnico y a ello le siguieron adosando una entrega física encomiable.

Por eso como en Colombia le habían encargado la conducción al xeneize Edwin Cardona, autor del tanto de la victoria frente a los ecuatorianos, su calidad innegable pero expuesta en cuentagotas resultó insuficiente para alimentar a los hombres de punta, Luis Muriel y Duván Zapata, los dos atacantes del Atalanta italiano, mientras que ese pistón que tiene por derecha el conjunto cafetero, Juan Guillermo Cuadrado, no tenía espacio de marcha.

Todos los intentos cafeteros se diluyeron por una razón: las notables atajadas de Wuilker Faríñez, quien se transformó en la figura estelar de la jornada. El arquero del Lens evitó la victoria colombiana con una volada tras otra. En el fútbol no se puede convocar a la meritocracia. Sobre todo cuando uno de los protagonistas fue el más destacado del partido. Si bien el equipo de Rueda debió quedarse con los tres puntos, la gran figura de la Vinotinto estableció la igualdad. En Goiania el 0 a 0 se selló por el hombre que tuvo un 1 en la espalda y un 10 en su boletín. Y en las redes sociales los fanáticos le agradecieron su rendimiento con los tradicionales memes.

 

Para contar con nuestros servicios del área Deportiva, solo debes dirigirte al enlace:

https://emprenderte.org