El crecimiento es el rasgo que define a las startups. La razón principal de esta increíble escalabilidad es que las startups de más rápido crecimiento utilizan el crecimiento exponencial en lugar del lineal. Startup = crecimiento.

Por ejemplo, con la magia de Internet, el boca a boca se amplifica mucho. Imagina que sólo tienes dos clientes. Ellos publican sobre tu producto en Internet y, de media, consigues dos nuevos clientes de cada uno de los que ya tienes. Sus nuevos clientes repiten el proceso. Si esto ocurre una vez, tendrás 4 clientes. Si esto sucede 10 veces, tendrás 1000. Si esto sucede 20 veces – más de un millón. 30 veces: más de mil millones.

Además, en este ejemplo, el 50% de todos tus usuarios serían adquiridos en el último ciclo. En otras palabras, los últimos ciclos empequeñecen absolutamente todos tus esfuerzos de crecimiento iniciales, aunque la tasa de crecimiento de un ciclo a otro se mantenga constante.

El crecimiento compuesto puede ser difícil de entender intuitivamente. Los seres humanos han evolucionado en un entorno en el que la mayoría de las relaciones son lineales. Sin embargo, entender conceptualmente la exponencialidad es clave en la era de la información, donde todo lo que se publica en Internet tiene potencial de virilidad.

Dicho esto, el crecimiento compuesto no sólo es aplicable al crecimiento de los usuarios y de los ingresos. Tus esfuerzos profesionales se componen de manera similar.

Tus esfuerzos iniciales suelen arrojar resultados cercanos a cero, pero a medida que continúas con la rutina, ocurren dos cosas importantes.

Crecimiento de la Competencia

En primer lugar, tu habilidad e intuición crecerán significativamente, y la competencia en sí misma aumenta la productividad exponencialmente.

“Me parece que te esfuerzas sólo la mitad de lo que puedes, y al intentarlo es la segunda mitad la que da resultados”. – de Cartas de un comerciante hecho a sí mismo a su hijo, de G. H. Lorimer.

En un campo competitivo en el que la mayoría de la gente tiene un rendimiento medio, las pocas personas que tienen un rendimiento extraordinario suelen cosechar la mayor parte de las recompensas.

Red Creciente

En segundo lugar, a medida que uno trabaja en un campo determinado, además de aumentar su experiencia, naturalmente también aumenta su red de contactos. Cada vez más gente sabe lo que haces y en qué eres bueno, y al mismo tiempo, conoces a más personas (con redes profesionales propias) que son formidables en sus propios campos.

Al igual que los usuarios, las redes crecen exponencialmente. Este efecto puede verse amplificado por un buen uso de las redes sociales, ya que la gente puede conocer y seguir tu trabajo aunque no hayas establecido una relación personal con ellos.

Al principio de tu trayectoria profesional como emprendedor, las oportunidades serían muy escasas. Pero con el tiempo, la combinación de una buena reputación con una red amplia y poderosa empieza a traer muchas oportunidades de alta calidad.

Persistencia = Crecimiento

Estos dos efectos -el crecimiento exponencial de la productividad impulsado por la competencia y el crecimiento exponencial de las oportunidades impulsado por la red- son las dos razones principales que hacen de la persistencia la cualidad más importante de un empresario de éxito.

Empezar a invertir pronto supone una gran diferencia para una cartera debido al crecimiento compuesto. El mismo principio se aplica a la trayectoria de las empresas emergentes. Los proyectos que fracasan no son un verdadero contratiempo siempre que aumenten tu competencia y tu red de contactos (de ahí la importancia de fracasar con gracia), ya que esas son las dos palancas que te ayudarán a encontrar un éxito mayor a largo plazo.

Por eso, construir tu startup al aire libre y hacer que tu círculo social sepa lo que estás haciendo son hábitos poderosos. Las oportunidades pueden surgir de lugares inesperados y, con suerte, tu creciente competencia te permitirá hacer un buen uso de ellas una vez que estés construyendo tu startup.

En Resumen

No esperes ver resultados al principio de tu trayectoria profesional, pero sé muy persistente cuando estés construyendo tu startup.

Durante los primeros años, el éxito será escaso. Sin embargo, los últimos años te aportarán rendimientos extraordinarios gracias a tu competencia y buena reputación.

Puedes utilizar las redes sociales para amplificar este proceso. No es necesario que te esfuerces deliberadamente por convertirte en una persona influyente en tu campo. Sin embargo, mantener a tu red al día sobre lo que estás haciendo puede suponer oportunidades que te cambien la vida a largo plazo.

 

Para solicitar nuestros servicios relacionados con el área de Emprendimiento, solo debes dirigirte al enlace:

https://emprenderte.org